Teruel Existe y Aragón Existe denuncian la fragmentación en tramos de una línea de alta tensión privada de 600 km, que cruza Aragón llenándolo de centrales de renovables

Es un plan especulativo de uso exclusivo de Forestalia que va presentando la línea LMAT fragmentada por tramos, con muchos megaproyectos eólicos y fotovoltaicos, para llevar la energía al País Vasco, Comunidad Valenciana y La Rioja.

Aragón Existe y el Movimiento ciudadano Teruel Existe han ofrecido una rueda de prensa en Zaragoza en la que han explicado que desde finales del año 2021 se están exponiendo a información pública decenas de parques eólicos y plantas fotovoltaicas sin ninguna planificación ni ordenación del territorio en la Comarca de las Cinco Villas y alrededores, en la provincia de Zaragoza,  y este verano en la provincia de Teruel, concretamente en las Comarcas del Jiloca, Sierra de Albarracín y Comunidad de Teruel. Los portavoces de Aragón Existe en Zaragoza, Francisco Javier Juárez, y del Movimiento ciudadano Teruel Existe, Jesús Villamón, han alertado de que estos proyectos incluyen líneas de alta tensión de evacuación que en realidad forman una “gran línea de transporte privada de 600 km que cruza Aragón de norte a sur”, para implantar centrales renovables en muchas comarcas (proyecto Jundiz 400, Eliana 400, Catadau 400 y Gaussa). Han incidido en que la energía que producirán “no es para Aragón, sino que se deriva por líneas de transporte hacia Vitoria, para aprovecharla en el País Vasco, o trasladarla a Francia, o bien hasta Sagunto, para abastecer a la Comunidad Valenciana”. Advierten de que estas líneas de transporte no se están tramitando como tales, sino que lo hacen como líneas de evacuación de muchos parques eólicos o plantas fotovoltaicas.  

En total, afirman que se proyectan 31 centrales eólicas, con 236 aerogeneradores,  y 13 plantas fotovoltaicas, que afectarán a los municipios de Tauste, Muel, Luceni, Boquiñeni, Egea, Pedrola, Alcalá de Ebro, Cabañas, Figueruelas, Luna, Orés, El Frago, (en la provincia de Zaragoza) y Alba, Albarracín, Almohaja, Blancas, Bronchales, Pozuel del Campo, Ojos Negros, Orihuela del Tremedal, Peracense, Santa Eulalia del Campo, Rodenas, Villafranca del Campo y Villar del Salz (en la provincia de Teruel). Alertan de que “esto es solo el principio, porque con esta gran línea eléctrica proliferarán muchas más centrales de renovables”.

Para Aragón Existe y Teruel Existe “es evidente que existe un plan empresarial que ha programado este despliegue, y que todas las plantas fotovoltaicas y parques eólicos conformarían una gran invasión del medio rural de Aragón”,  que se ha fragmentado en más de cincuenta proyectos diferentes, evitando la tramitación como un único plan y sin someterse a la evaluación ambiental estratégica que determina la ley.

Las líneas incumplen la normativa

Señalan que se están fragmentando los proyectos de estas líneas, “nunca hablan de dos líneas de transporte de más de 300 kms, sino que se exponen a información pública a tramos líneas de evacuación, asignados de manera aleatoria a alguna planta fotovoltaica o a determinado parque eólico”. Además, “estas mal llamadas líneas de evacuación son en realidad líneas de transporte que están reguladas a nivel estatal”. Subrayan que la planificación del transporte de electricidad debe ser transparente y que las líneas de transporte son gestionadas por Red Eléctrica de España. 

Añaden que las líneas de transporte privadas incumplen la normativa sobre evaluación ambiental y todas las normas del Ministerio y del Plan energético de Aragón, con una evidente afección ambiental porque ocupan Lugares de Importancia Comunitaria,  Zonas de especial protección para las aves, Lugares de Interés Geológico, Parques Culturales… Además, en la parte de Valencia, son colindantes a Parques Naturales y ocupan parte de los PORN de estos. Ni se han realizado las obligatorias inspecciones de campo ni prospecciones arqueológicas ni paleontológicas.

Aducen también que las líneas eléctricas se sitúan a gran altura del suelo, con apoyos de más de 74 metros de altura, “produciendo un considerable impacto visual sobre paisajes de gran valor por su calidad y de gran fragilidad paisajística”.

En atención a todo lo expuesto, concluyen que “todas estas afecciones condicionarán de forma negativa el atractivo de estas comarcas, e indudablemente el turismo y toda la economía, en general, de los pueblos afectados”. 

Tramos en exposición pública

Hasta el momento, han expuesto a información pública todos los tramos de todas las líneas. En junio, julio y agosto se expuso la línea desde Tauste a Sagunto en varios tramos; el último tramo, entre Ojos Negros y Altura (Castellón), que pasa por el sur de la ciudad de Teruel, se ha expuesto a información pública como línea de evacuación de tres plantas fotovoltaicas del municipio de Ojos Negros. Recuerdan también que el Movimiento ciudadano Teruel Existe ha presentado alegaciones a varios de estos proyectos y a toda la línea que evacúa desde Tauste a Ojos Negros y hacia Valencia por el sur, que se ha tramitado en 5 expedientes distintos.

Alertan que estarían afectados por esta línea de transporte privada en la provincia de Teruel más de una veintena de municipios y unos treinta pueblos en la provincia de Zaragoza.

La energía debe producirse junto a los puntos de consumo

Desde Aragón Existe y Teruel Existe inciden en que la producción de energía debería realizarse cerca de los principales puntos de consumo, “evitando las pérdidas de hasta un 30% por el transporte”. Recalcan que utilizar los recursos de una Comunidad Autónoma “para satisfacer las necesidades de otras Comunidades más ricas no hace más que perpetuar las situaciones de desequilibrio y no responde a la utilización racional de los recursos naturales ni tampoco a la solidaridad colectiva», como recogen el Plan Energético de Aragón, diversas Directivas Europeas o la propia  legislación española.

Muchos ciudadanos y ayuntamientos se sienten indefensos

El portavoz de Aragón Existe en Zaragoza, Francisco Javier Juárez, ha denunciado que en todos estos procedimientos de implantación de parques de energías renovables y sus líneas de evacuación se está produciendo una falta de transparencia e información para los ciudadanos e incluso para los ayuntamientos, por su única publicación en boletines oficiales, con contenidos complicados y muy técnicos, así como plazos reducidos, por lo que “los afectados se sienten indefensos, con la última y casi única posibilidad final de acudir a los tribunales”. Indican que algunos ayuntamientos están modificando sus planes generales de Ordenación para ordenar las renovables en sus términos municipales, paralizando la expedición de licencias municipales en torno a 1 año (Jaca, Sabiñanigo, Huesca o Alcalá de Gurrea), pero los municipios pequeños  “adolecen de herramientas dado que no tienen Plan General y se rigen por las normas subsidiarias de las Diputaciones Provinciales, que tampoco regulan la instalación de renovables”. Al final, “los municipios pequeños son los más perjudicados por esta situación de desorden”, ha zanjado Suárez.

Consideran que las administraciones se están “inhibiendo” ante esta situación, entre otras cosas “porque también están desbordadas en la tramitación de expedientes”. Además, denuncian que “Aragón está permitiendo el despliegue propuesto por las empresas, sin ningún tipo de regulación u ordenación y sin tener un Plan Energético vigente” (el Plan Energético de Aragón 2013-2020 es el último puesto que el Gobierno de Aragón anunció un nuevo Plan en enero de 2022 pero todavía no ha presentado). Recuerdan que el 4 de marzo de 2021, en la Comisión de Industria, Competitividad y Desarrollo Empresarial de las Cortes de Aragón se rechazó la iniciativa trasladada por Gents del Matarranya para una Moratoria de los Proyectos energéticos, pero se instó a presentar un Plan de ordenación territorial de los recur­sos energéticos de Aragón.

Respuesta a Javier Lambán, las comunidades autónomas tienen la competencia de ordenación del territorio

Francisco Juarez respondió a las declaraciones del presidente del Gobierno de Aragón en Cariñena, en las que manifestó que molinos y placas no se pueden poner en viñas, no se pueden poner en lugares donde se ha hecho inversiones para desarrollar la agroalimentación, “desde Aragón Existe le recordamos a Javier Lambán que mientras no ordene, mientras no regule la implantación de renovables que dijo que iba a hacery que hay una resolución de las Cortes para hacerlo cualquier empresa puede instalarse perfectamente en una viña o en una parcela agroalimentaria”. Además Javier Lambán afirmó que el Gobierno de Aragon no tiene capacidad legislativa para actuar en este terreno, “no tenemos ya me gustaría”, y Juarez señalo “le tenemos que recordar desde Aragón Existe que la ordenación del territorio es una competencia exclusiva de las comunidades autónomas y por tanto él puede perfectamente ordenar el sector.”

Por último, Juárez ha denunciado que las propias empresas promotoras están organizando charlas en los municipios donde “no se cuenta la verdad”, con afirmaciones como que si los habitantes se oponen no se instalarán los proyectos y que tendrán la luz gratuita,  o incluso confunden con los plazos de alegaciones.