Inicio -> Actualidad -> Agrupación de Electores -> El Instituto de Estudios Humanísticos, con sede en Alcañiz, dona su fondo editorial a la biblioteca del Senado

El Instituto de Estudios Humanísticos, con sede en Alcañiz, dona su fondo editorial a la biblioteca del Senado

En un acto institucional presidido por Joaquín Egea, senador de Teruel Existe, se ha alabado a la ciudad de Alcañiz como “modelo de cultivo y salvaguarda del humanismo”, y el IEH ha donado los más de 100 volúmenes que constituyen su actual fondo editorial a la Biblioteca del Senado

La magnífica sala de lectura de la Biblioteca del Senado ha acogido esta mañana el acto de firma de aceptación de la donación al Senado del fondo editorial del Instituto de Estudios Humanísticos (IEH), cuya sede se ubica en Alcañiz.

El senador de Teruel Existe, Joaquín Egea, ha manifestado sentirse orgulloso por poder presidir este acto institucional, al ser designado en ausencia del recién nombrado presidente de la Cámara Alta, Ander Gil, y de otros miembros de la mesa. Entre los invitados, en un número reducido por el escaso aforo de la sala y la pandemia, han estado presentes la Directora General de Documentación del Senado, Josefa Fuentes García, el Secretario General del Senado, Manuel Cavero Gómez, la senadora de Teruel Existe Beatriz Martín Larred y los otros senadores turolenses electos en esta legislatura, el diputado de Teruel Existe, Tomás Guitarte, y representando al Ayuntamiento de Alcañiz el primer Teniente de Alcalde, Francisco Javier Baigorri, y el concejal Miguel Ángel Estevan. Un auditorio que se ha ampliado a través de la difusión en directo por streaming que se ha llevado a cabo.

El Comité Científico de la institución, junto a los seis Grupos de Investigación de las Universidades de Cádiz, Extremadura, Málaga, Almería, Lisboa y Nacional Autónoma de México, tomaron el acuerdo de donar su actual fondo bibliográfico, que supera los cien volúmenes vinculados al humanismo y la tradición clásica. La Presidencia y Mesa de la Cámara Alta, tras recibir los informes científicos pertinentes, aprobaron por unanimidad, el pasado 22 de junio, aceptar dicha donación.

Joaquín Egea ha dado la bienvenida a los presentes en el acto, señalando que el Senado es la Cámara de representación territorial pero también, “desde hoy, custodia, garante y divulgadora del Humanismo que floreció durante 3 siglos en Alcañiz y cuya relevancia se demuestra con la calidad y el número de ejemplares que hoy recibimos y que prestigia en grado máximo al Instituto de Estudios Humanísticos en cuyo seno se han desarrollado”. El senador alcañizano ha terminado citando el discurso sobre las “Alabanzas de Alcañiz” de Juan Sobrarias, considerado el padre del humanismo alcañizano, ante el senado de esa Villa en 1506: “os exhorto a que miréis por esta república, hasta el punto de que si la recibisteis floreciente de nuestros antepasados y vosotros la habéis hecho ya más floreciente gracias a vuestras divinas virtudes, se las dejéis a vuestros descendientes más floreciente todavía gracias a esas mismas virtudes”.

José María Maestre, el director del IEH, Catedrático de Filología Latina de la Universidad de Cádiz y Presidente Nacional de la Sociedad de Estudios Latinos, ha pedido a los presentes que se involucren para concienciar a la sociedad de la importancia de las humanidades ya que sin ellas “no habrá humanidad”, a que defiendan el puesto que les corresponde ante la revolución 4.0 porque “o humanizamos las máquinas, o las máquinas nos van a automatizar a todos”, y a que se involucren en la necesidad de preservar el griego, el latín y la cultura clásica, para lo que ha puesto como modelo la ciudad de Alcañiz, por “el cultivo y la salvaguarda del humanismo que ha hecho, desde el Renacimiento hasta hoy”.

Maestre ha detallado los motivos que les llevaron a tomar la decisión de realizar esta donación a la Cámara Alta. En primer lugar, en agradecimiento por la ayuda que recibieron en sus inicios por parte de Antonio Fontán, el que fuera el primer Presidente del Senado de la etapa democrática y gran estudioso del humanismo, impulsor de la creación de este Instituto, entre los años 1998 y 2000.

Además, para agradecer la importancia que ha dado la Cámara Alta al estudio de las humanidades, especialmente de las humanidades clásicas, y en concreto, por fijar su atención en Alcañiz y designar al Instituto de Estudios Humanísticos, así como al propio Maestre, para intervenir en defensa de las mismas el pasado 21 de abril, dentro de la Ponencia de Inteligencia Artificial de la Comisión de Asuntos Económicos y Transformación Digital del Senado, exponiendo allí su trabajo “Homo, non deus ex machina: la Humanidad y las Humanidades ante la Revolución 4.0.”

El director del Instituto ha trasladado también tres demandas concretas al Senado: que inste al Gobierno a potenciar los estudios de humanidades clásicas en los nuevos diseños que se perfilan de la programación educativa de institutos y universidades, que se impulse el V Centenario de la muerte de Antonio de Nebrija en 2022, “el mejor embajador que podemos tener ante el mundo, dentro del humanismo español”, y que se potencie en otros países la solicitud a la Unesco, aprobada en España el 27 de febrero de 2019, para la declaración del griego, el latín y la cultura clásica como Patrimonio de la Humanidad.

Y ha querido terminar agradeciendo su colaboración al comité científico del Instituto, a los seis equipos de investigación que han participado en la redacción de los títulos entregados, de las universidades de Cádiz, Extremadura, Málaga, Almería, Lisboa y de la Universidad autónoma de México,, y a la propia ciudad de Alcañiz, a la que ha denominado “la defensora de las humanidades clásicas”, con mención especial a José Ignacio Micolau, “el almus pater de la cultura alcañizana, sin lugar a dudas”. Ha concluido felicitando a la ciudad de Alcañiz por su apuesta por la cultura a favor de las humanidades, “desde el siglo XVI hasta ahora ha tenido unanimidad para que las humanidades sigan siendo allí el epicentro, todo es cultura, en distintas asociaciones, en distintos centros”, y ha destacado que se congratulan porque se sume el nuevo Centro de Humanidades y Patrimonio Histórico que se crea con el proyecto “La Uned y el territorio: la universidad ante el reto de la despoblación”.

El Instituto de Estudios Humanísticos es una entidad cultural, adscrita al Instituto de Estudios Turolenses, que tiene como finalidad desarrollar el mejor conocimiento del mundo clásico greco-romano, de la cultura humanística y de su pervivencia posterior, tanto en la propia Comunidad Autónoma de Aragón como en el resto de España. Su actividad principal durante sus más de dos décadas de existencia se ha centrado en el desarrollo de congresos y cursos, el impulso de una colección de publicaciones y el estímulo de la investigación mediante la concesión de becas, además de crear un Centro de Documentación y Bibliografía sobre el humanismo y la pervivencia del mundo clásico.

Shares
Shares